¿Qué es un fondo de inversión y cómo funciona?


Leerlo te llevará 3 minutos

Antes de entrar en materia, existen varios conceptos que tendremos que conocer para entender bien qué es un fondo de inversión. Estos conceptos son esenciales y una breve definición nos ayudará a resolver con mayor precisión esta cuestión.

Activo: Bien que la empresa posee y que puede convertirse en dinero.

Pasivo: Deudas que tiene la empresa

Valor de liquidación: Precio probable de un activo cuando se pretende vender en el mercado. En este caso, es el precio de la participación de un fondo de inversión en una determinada fecha

Participaciones: Modo o modos en los que se divide el capital.

Sociedad gestora: La que adopta las decisiones de inversión y ejerce las funciones de representación y administración de los fondos.

Depositario: Institución que se encarga de cuidar los bienes que tiene bajo su custodia.

Plusvalías: Aumento del valor de un bien inmueble por circunstancias ajenas a cualquier mejora realizada en él.

Bonos: Instrumentos financieros de deuda utilizados tanto por entidades privadas como por entidades de gobierno. Es una de las formas de materializarse los títulos de deuda, de renta fija o variable.

Acción: Unidad de propiedad en una empresa que se puede poner a la venta a inversores.

Derivados: Producto financiero cuyo valor se basa en el precio de otro activo.

Divisas: Referente a la moneda extranjera.

Ahora, ¿qué es un fondo de inversión?

Los fondos de inversión o Instituciones de Inversión Colectiva (IIC) engloban las aportaciones de diferentes ahorradores y, a través de ellos, estos confían a una serie de gestores profesionales las decisiones de cómo invertir su dinero. El objetivo es obtener la máxima rentabilidad posible basándose en distintas estrategias de inversiones.

Así, un fondo de inversión está formado por un patrimonio sin personalidad jurídica, y que se divide en participaciones.

Siempre respetando la filosofía de inversión marcada, el fondo puede invertir en bonos, acciones, derivados o divisas, y en cualquier lugar.

Además, una de las grandes ventajas de los fondos de inversión es su fiscalidad. El partícipe de un fondo de inversión sólo tributará cuando reembolse las participaciones, ya que es en ese momento cuando se generan ganancias o pérdidas patrimoniales que deben integrarse en la base imponible del ahorro en el IRPF.

¿Sabes cuáles son los elementos que forman un fondo de inversión?

La mejor forma de conocer los elementos que forman un fondo de inversión es contestando a las siguientes preguntas:

Quiénes son los partícipes en un fondo de inversión

Al igual que hay accionistas en una empresa, también existen partícipes de un fondo de inversión. Son aquellos que aportan al patrimonio conjunto y obtienen una participación en él. De la misma forma que ocurre con los accionistas,  los partícipes son propietarios del fondo en función de lo aportado.

Qué son las participaciones de un fondo de inversión

Las participaciones son las partes en las que se divide un fondo de inversión. Su número varía en función de las compras y las ventas que se realicen de las mismas. No se basa en un valor fijo, como sí ocurre con las acciones. La compra de participaciones recibe el nombre de suscripción, mientras que a la venta se le denomina reembolso.

El valor de liquidación de las participaciones nos permite observar cómo evoluciona el fondo y es igual al patrimonio total del fondo entre el número de participaciones en circulación.

Qué es una sociedad gestora de un fondo de inversión

La sociedad gestora es quien decide dónde se invierte el patrimonio del fondo. No es la propietaria. El fondo siempre pertenecerá a los partícipes.

La sociedad gestora siempre tendrá que remitir los datos relativos de los fondos que maneja a la Comisión Nacional de Mercados y Valores (CNMV) en los plazos establecidos.

Qué es un depositario de un fondo de inversión

Los depositarios pueden ser los bancos, las cajas de ahorros o sociedades de valores o cooperativas que estén inscritas en la CNMV. Su labor es la de custodiar los activos que componen el fondo.

En el caso de que el fondo de inversión cambie de depositario, los partícipes podrán reclamar toda su inversión sin aplicarse ninguna comisión de reembolso.

¿Cómo funciona un fondo de inversión?

Es muy sencillo. El partícipe aporta dinero al fondo y adquiere participaciones. La gestora integra ese dinero y lo invierte donde sea más rentable.

Dentro del fondo de inversión, hay que diferenciar entre su patrimonio y su cartera. El primero hace referencia al dinero que lo compone, esté o no invertido en activos. La cartera es el conjunto de títulos que posee.

¿Cómo aumenta o disminuye su tamaño?

Depende de dos factores: por la entrada o salida de inversores y por las variaciones en el valor de mercado de los activos que lo componen. Hay una diferencia sustancial entre ambos: el primero no afectará a la inversión, solo cambiará el valor de las participaciones en función de las suscripciones o reembolsos. El segundo, que sí que afecta a la inversión y a los resultados, es la variación del precio de los activos.

En definitiva, los fondos de inversión son instrumentos que facilitan el acceso a mercados que pueden resultar inalcanzables para los inversores particulares y les ayuda a llevar una buena planificación financiera gracias a sus ventajas fiscales.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Quizás te guste

Cómo planificar tu jubilación más allá de tus finanzas

Jubilarse va mucho más allá de hablar de dinero. Jubilación es igual a descanso, viaje, familia… Te damos varios consejos para planificar la tuya.

5 ideas para manejar la contabilidad doméstica con eficacia

Vivimos a toda velocidad atendiendo compromisos sin detenernos a analizar el estado de nuestras finanzas, pero la solución está al alcance de tu mano: diseñar y mantener una contabilidad doméstica.

5 técnicas de ahorro efectivas y fáciles de aplicar

A todos nos preocupa conocer cómo van nuestras cuentas y si llegamos bien a fin de mes y cómo lo hacemos. Estas cinco pistas te ayudarán a saber cómo ahorrar con eficacia.