Turbinas de energía renovable para impulsar el desarrollo

Fabián Suárez ha desarrollado una solución para proveer de energía eléctrica a comunidades sin recursos.
Leerlo te llevará 1 minutos

Fabián Suárez ha desarrollado una solución para proveer de energía eléctrica a comunidades sin recursos 


El molino ha acompañado al ser humano desde hace más de dos milenios. Este sencillo mecanismo es el germen de e.Ray, que pretende ayudar a combatir la falta de electricidad, una situación que padecen casi 1.000 millones de personas en el mundo, según datos de la Agencia Internacional de la Energía. La solución a la que ha llegado la empresa del ingeniero mecánico Fabián Suárez es la creación de unas turbinas hidrocinéticas que aportan energía limpia, por medio de la energía hiráulica, a comunidades en desarrollo.

Los e.Rays se colocan en los ríos con caudal suficiente para hacer girar su turbina. Al mover el mecanismo, se genera energía que puede ser aprovechada por las comunidades cercanas. Al ser un movimiento continuo, la electricidad se produce tanto de día como de noche, lo que permite a estas poblaciones desarrollar su actividad más allá de la puesta de sol. Además, se complementa con paneles solares en la parte superior para producir más electricidad.

Fabián Suárez es un ingeniero mecánico colombiano de 32 años que cofundó e.Ray en Darmstadt (Alemania) en 2015, tras haberse mudado a ese país a terminar sus estudios. Está convencido de que esta solución puede traer mucha prosperidad a las comunidades donde trabajan. Entre los usos que estas comunidades han dado a la electricidad se encuentran la de plantas de tratamiento de aguas, equipos de refrigeración e iluminación para edificios públicos, calles y escuelas. Actualmente, tienen proyectos en las regiones del Alto Nilo y la cuenca del Volta así como en algunas zonas de Latinoamérica.

Además, la solución planteada por Suárez y sus compañeros va más allá: incorpora una serie de sensores que miden el caudal del río, la temperatura y las precipitaciones. Esto tiene un doble objetivo: por un lado, sirve para recolectar datos sobre el río y venderlos a empresas interesadas, como aseguradoras; por otro, ayuda a prevenir crecidas e inundaciones al detectar anomalías en la corriente o el nivel del río.

Este joven ingeniero, galardonado con uno de los premios de Innovadores menores de 35 Latinoamérica 2018 de la revista MIT Technology Review en español, explica los beneficios de su proyecto: “Gracias a esta solución conseguimos que sea sostenible y tenga un retorno financiero. No se trata de regalar cosas a las comunidades, sino de crear desarrollo a partir de un valor compartido”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Quizás te guste

Coaching personalizado para los jóvenes que más lo necesitan

José María López Sanz, empleado de Banco Santander, es uno de los voluntarios del programa Coach Exit de la Fundación Exit, que se pone en contacto con jóvenes con dificultades académicas.

Inclusión financiera: la tecnología permite crear puentes

Es esencial que todo el mundo tenga acceso a servicios financieros. Por ello, diversos proyectos de inclusión financiera ayudan a los países en desarrollo a no ser discriminados.

Promoción de los derechos infantiles en la educación

“Los niños son el futuro de nuestra sociedad”. Es por ello por lo que es esencial que destinemos todos los recursos posibles para que los derechos infantiles sean respetados y garantizados, también desde las aulas.